«Perfectamente equilibrado, como todo debe estar»

– Thanos

 

Hace unos años viajaba Cartagena por un seminario de 6 días que iba a tomar y mi primera parada desde Guayaquil, fue en el aeropuerto de Bogotá.

 

Llegué y tenía que esperar un par de horas para abordar el siguiente vuelo.

Estaba acostumbrado al aeropuerto de Guayaquil, el aeropuerto es relativamente pequeño y todas las puertas están al alcance de un ligero trote.

 

Llegó la hora de abordar en Bogotá rumbo a Cartagena. Comencé a buscar mi puerta.

Caminaba, caminaba, y no llegaba.

Es un aeropuerto gigante y resulta que yo estaba en el extremo opuesto a donde tenía que abordar. Engañado por mis experiencias pasadas.

 

Empecé a correr y ya escuchaba el nombre de los despistados que no abordan a tiempo, entre esos, yo.

 

Finalmente llegué y abordé por la enorme amabilidad de la persona que recibía los boletos.

 

La cosa es que ahora mismo te va a llegar un correo de confirmación para empezar a recibir todos mis correos a diario pero…

No te engañes por tus experiencias pasadas, es un correo de confirmación distinto. 

Te cuento cosas que puedes empezar a utilizar hoy mismo para mejorar muchísimo tus mensajes.

El asunto del mail es: Perfectamente equilibrado, como todo debe estar.

 

Es casi seguro que lo vas a encontrar en la sección Promociones o algo así. Mueve el correo a la bandeja de entrada para que te lleguen ahí y no queden en el olvido.

 

Xavier.